Saltar al contenido Saltar al menú de navegación

Política de rescisión para el CONSUMIDOR

Derecho de rescisión

Usted tiene el derecho a rescindir el contrato en un plazo de 14 días sin indicar motivos. El plazo para ejercer el derecho de rescisión es de 14 días a partir del día en el que usted o una tercera persona nombrada, que no sea el transportista, tomó posesión de la última mercancía. El plazo no comienza antes de que el contrato de compraventa pase a ser vinculante mediante su consentimiento del objeto comprado.

Para ejercer el derecho de rescisión, nos tiene que informar en

HABA Online Shop
Habermaaß GmbH
Werner-von-Siemens Str. 23
96476 Bad Rodach
ALEMANIA

Telefóno: +49 9564 929 6666* (Lunes a viernes: de 08:00 a 20:00 h)
*Tarifa de telefonía fija normal, la tarifa de telefonía móvil puede variar
Fax: +49 9564 929 662300
E-Mail: shop@haba.de

mediante una explicación clara (p.ej. una carta enviada por correo, fax o correo electrónica) de su decisión de rescindir el contrato. Para ello, puede utilizar el formulario de devolución de muestra (se puede acceder a él en www.haba.de/rescision-alemania), que no está prescrito.

Para garantizar el plazo de rescisión es suficiente con que nos comunique que va a ejercer el derecho de rescisión antes de que finalice el plazo.

Consecuencias de la rescisión del contrato:

Si rescinde este contrato, le tendremos que reembolsar inmediatamente todos los pagos que nos haya realizado, incluidos los portes (con excepción de los gastos adicionales resultantes de haber escogido un tipo de envío diferente al ofrecido de forma estándar) en el plazo de 14 días a partir del día en que nos haya llegado la comunicación de la rescisión del contrato. Para este reembolso, utilizaremos el mismo método de pago que utilizó usted en la transacción original, a no ser que hayamos acordado algo diferente expresamente. Pero, en ningún caso, le cargaremos un importe por este reembolso. Nos podemos negar a realizar el reembolso hasta que hayamos recibido la mercancía devuelta o hasta que nos haya remitido el comprobante de habernos enviado la mercancía, dependiendo de lo que suceda primero.

En cualquier caso, nos tiene que remitir o entregar la mercancía en un plazo de 14 días a partir del día en que nos comunique la rescisión de este contrato. Se garantiza el plazo si nos envía la mercancía antes de que finalice el plazo de 14 días.

Nosotros asumiremos los portes de devolución de la mercancía.

Solo tendrá que financiar la posible pérdida de valor de las mercancías si esta pérdida se debe a una manipulación innecesaria por su parte para comprobar la calidad, las características y el funcionamiento de la mercancía.

Exclusión o extinción prematura del derecho de rescisión

No existe el derecho de rescisión en contratos

  • para suministrar mercancía que no esté prefabricada y para cuya producción sea imprescindible que el consumidor realice selecciones o determinaciones de forma individual o que esté adaptada claramente a las necesidades personales del consumidor;
  • para suministrar mercancía perecedera o cuya caducidad haya vencido rápidamente;
    El derecho de rescisión expira prematuramente en contratos
  • para suministrar mercancía sellada que, por motivos de protección de la salud o higiene, no se pueda devolver si se ha quitado el sellado una vez entregada;
  • para suministrar mercancía que, debido a sus características, se haya mezclado con otros productos tras la entrega;
  • para suministrar grabaciones de sonido o vídeo o programas informáticos en un embalaje sellado, si se ha quitado el sellado tras la entrega.

Procesamiento:

para asegurar un procesamiento más rápido, se solicita al cliente que devuelva la mercancía, a ser posible en el embalaje original y con todos los componentes del embalaje o, al menos, en un embalaje de transporte apropiado. Solicite a la empresa transportista encargada de la devolución que le entregue un acuse de recibo y guárdelo hasta que concluyan los efectos de la rescisión. Se debe tener en cuenta que las modalidades nombradas en este apartado, no son un requisito para el ejercicio efectivo del derecho a la rescisión.